ESCUADRONES DE LA FE DE JESUCRISTO

 
ESCUADRONES DE LA FE DE JESUCRISTO | PAGINA INICIAL| ¡EL DIA GLORIOSO DE SU RETORNO! (NUEVA)| SEIS MIL AÑOS DE HISTORIA EN EL CALENDARIO DIVINO II | SEIS MIL AÑOS DE HISTORIA EN EL CALENDARIO DIVINO | EL CALENDARIO PROFETICO BIBLICO | EL CALENDARIO Y EL CODO BIBLICO II | ¿LA IGLESIA VERDADERA DE JESUCRISTO? | ¡LA FALSA DEL SUCESOR DE PEDRO! (nueva) | LA CIENCIA Y LA BIBLIA |¡EL MENSAJE DE LA PROSPERIDAD! | EL RAPTO: ¿FALSA DOCTRINA? | EL REGRESO DEL MESIAS | EL JUICIO FINAL DE LA HUMANIDAD | ESTADOS UNIDOS Y LA BIBLIA | EL ARCA Y EL REBAÑO | PROFECIAS DE DANIEL | LOS TRES TEMPLOS DE JERUSALEN | LOS 144,000 (nueva) | LA BESTIA Y EL 666 | LA BESTIA, IRAQ, EL LIBANO Y TIRO (nueva)| | DESTRUCCION DE SATANAS | LAS MUJERES EN LA BIBLIA Parte I | LAS MUJERES EN LA BIBLIA -PARTE II | LAS MARCAS DEL TERRORISMO | LOS ROSTROS DE LA GUERRA | EL PERFIL DEL ANTICRISTO (nueva) | ¡SADAM Y LAS PROFECIAS! (nueva) | | | EL NUMERO DEL TERROR (11) (nueva) | | ¡MI JESUS EN TODO! (nueva) | ¡LA SEÑAL DE SU REGRESO! (nueva) | ¡LOS DICTADORES Y LA BIBLIA! (nueva) | ¡LAS ZORRAS TIENEN GUARIDAS! (nueva) | ¡LA OVEJA PERDIDA! (nueva) | ¡EL GRAN JUICIO FINAL! (nueva) | LA FALSA DEL PROYECTO 666 (nueva) | LA IGLESIA UNIVERSAL DE CRISTO (nueva) | LA SEÑAL DEL RETORNO DE JESUCRISTO (nueva) | LA CIUDAD DEL FALSO PROFETA (PROCESO) | ¡LA MUJER Y EL DRAGON! Apocalipsis 12(nueva) | ¡TIRO! ¿LA BESTIA?(nueva) | ¡MULTITUDES! (nueva) | ¡EL MANTO DE ELIAS! (PROCESO) | LAS BIENAVENTURANZAS (nueva) | | Ministerio:¡Fuente de Agua Viva! | ¡HABLAR EN LENGUAS! (nueva) | ¡ARMAGEDON! (PROCESO) | ¡EL LIBRO DE LA VIDA (nueva) | EL NACIMIENTO DEL NIÑO JESUS (nueva) | CARTA ABIERTA AL PRESIDENTE DE ESTADOS UNIDOS | ¡JESUS Y NICODEMO ! (nueva) | ¡PABLO Y LOS FILOSOFOS GRIEGOS! (nueva) | JESUS Y MARIA MAGDALENA (nueva) | ¡El FIN DEL MUNDO Y LOS FALSANTES! (nueva) | JUDAS ISCARIOTE (nueva) | EL MALTRATO (nueva) | ¡EL SACRIFICIO PERFECTO! (nueva) | EL CAMINO SIN DIOS (nueva) | ¡LOS FALSOS PROFETAS! (nueva) | LAS SIETE IGLESIAS (nueva) | ¡LA TENTACION DE JESUS! (nueva) | EL LADRON DE LA CRUZ ( nueva) | JESUS Y NICODEMO (nueva) | ISRAEL Y LOS ARABES (PROCESO) | NACIONES SIN DIOS | EL NUMERO DEL TERROR (11) 2DA. PARTE | | EL EVANGELIO Y LAS RELIGIONES | EL TERCER CIELO | LAS FALSEDADES DEL 666 | HASTA LUEGO | ARMAGEDON Y GOG Y MAGOG | EL FALSO CRISTO BORICUA
 
ESCUADRONES DE LA FE DE JESUCRISTO
 
 
imagen
imagen
Vivimos los tiempos del fin. Nuestra responsabilidad es llevar un mensaje de alerta para que nos preocupemos por la oveja descarrida que está vagando por el mundo a merced del león rugiente que busca devorarla. Las 99 ovejas están seguras en el rebaño.

Es la hora de formar Escuadrones de la Fe, un grupo de creyentes que aman a sus hermanos que todavía caminan en el valle de oscuridad, ir a ellos y no esperar que ellos vengan a la iglesia, son ovejas descarriadas que no escunetran el camino de la luz para retornar. Cristo nos hizo responsables de ellas. Hay más alegría en el cielo cuando logramos que un pecador se arrepinta y acepte a Jesús que si le construismo un majetuoso templo. Es la hora de salir al patio de la iglesia, al vecindario, a la montaña, a la selva, a las prisones, bares, a las clles, a los hospitales, es la hora de iniciar una batalla contra los ejércitos de Satanás.

Cualquier hermano o hermana puede convertirse en un Escuadrón de la Fe, el único requisito es a amar a las ovejas descarridas e ir por ellas para llevarlas al rebaño de Cristo donde estarán seguras con el resto de las 99.

Jesús nos envió a rescatar a los pecadores. Ese mandato fue para todos por igual.
imagen
La humanidad se enfrenta a uno de los retos más importantes de la historia. La tierra se ha cubierto de violencia, sexo, crímenes viciosos, terrorismo, matamos en nombre de Dios como si eso fuera un mandato divino.

Lo cierto que andamos por un sendero de tinieblas de espalda al Creador. Si por algo Dios destruyó el mundo con un diluvio fue precisamente porque la violencia había llegado a niveles muy altos entre los seres humanos.

Cuando a Jesús le preguntaron que diera una señal de los tiempos del fin, él les dijo que sería como en los tiempos de Sodoma y Gomorra y como los tiempos de Noé. Nuestro Señor estaba indicando que la generación que fuera testigo de estas dos características a la misma vez ese sería el tiempo de su regreso. Este milenio se describe como uno lleno de sexo y violencia.

Un mundo en el cual se perdería la fe, el amor, vendría la apostasía, abundarían las falsas doctrinas, los falsos profetas, se multiplicaría la ciencia, los hombres se proclamarían dioses y negarían la existencia de Dios.

Un mundo que miraría la maldad como un bien, la verdad como una mentira, un mundo aterrado por los fenómenos de la naturaleza, la soberbia.

Este es el tiempo, cualquiera que con seriedad lea las profecías bíblicas sabrá que el fin está cerca, aunque esto parezca ridículo e increíble.

Todas las profecías relacionadas con Israel se han cumplido y lo peor de todo que el mismo Satanás ya está planeando su entrada para regir los destinos del mundo. Las profecías de la antiguedad no fallaron, se cumplieron detalles por detalles, pues ahora también ocurrirá lo mismo, creamos en Dios o seamos ateos. Hay una verdad que siempre ha permanecido, el cielo y la tierra pasarán mas las palabras de Dios permanecerán para siempre.

Esta página es una abierta, no hay paradigmas aquí, será una ventana abierta para ver el mundo, la historia de la humanidad a la luz de la palabra de Dios.

Escuadrones de la Fe pretenden que aquellos creyenetes que no han negado la fe antigua,
que creen en los fundamentos de la iglesia apostólica, que predicaban un evangelio de arrepentimiento y perdón, qué jamás pensaron ni predicaron un evangelio de prosperidad revivan la necesidad de ir tras las ovejas perdidas que faltan por entrar al rebaño antes de que la puerta se cierre.

Es hora de estar en el campo buscando a las ovejas descarriadas que están en peligro de ser devoradas por el león rugiente, para Dios el alma de un Presidente como el alma de un mendigo tienen el mismo valor, Jesús derramó su sangre por todos, pobres, ricos, ateos, creyentes, capitalistas, socialistas,porque sólo hay una raza.

No se engañe nadie, sólo hay un camino a Dios,sólo uno murió en la cruz, sólo uno llevó nuestro pecado y nos restauró con el Creador, aquél que fue rechazado, el Rey de Reyes y Señor de Señores.

El no exige mucho de nosotros, las sectas, las religiones ponen cargas pesadas que ellos no pueden cargar y pretenden que nosotros las carguemos. Pero en la cruz está la respuesta. El ladrón lo único que hizo ante el último momento de su vida fue reconocer su pecado y reconocer que Jesús era el Salvador. ¿Qué hizo aquel ladrón para merecer el Paraíso?...¡NADA!... simplemente aceptar que Jesús no merecía la cruz y estaba allí por ti y por mí... no reconocer esto te coloca en la posición del otro ladrón
quién habló con soberbia y no vio la luz que estaba tan cerca...
Imagen
En una ocasión un marxista amigo de la universidad de Puerto Rico me preguntó:
__¿Por qué crees en Dios con tanta seguridad de que existe cuando Dios es la peor creación de los poderosos para cautivar la mente de los tontos, ignorantes, pobres y desvalidos del mundo?

El grupito me miró con esa mirada de ironía y sarcasmo, quienes creen que sacar a Dios de nuestras vidas es el acto de glorificación que nos convierte en intelectuales y en mentes privilegiadas.

Pero como siempre, Dios jamás me desamparaba,
siempre lograba acallar a aquellas voces que eran prototipos de las voces de los escribas y fariseos de la época de Cristo, eran como ellos, se sentían dueños de la verdad, se sentían superiores porque habían podido safarse de un ser Creador que supuestamente se nos imponía como niño.

Sabía muy bien desde niño que de alguna forma la idea de Dios siempre ha estado en la mente de la raza humana como si de alguna manera estuviera formando parte del DNA porque no importaba el tiempo ni la cultura, avanzada o subdesarrollada, la idea de un ser supremo siempre ha acompañado al ser humano. Así que de la misma forma que el hombre llamado primitivo creía en una fuerza creadora, así mismo los más grandes pensadores de mundo antiguo también lo hacían. Dios ha estado tan vivo y real en la mente de la humanidad como lo está hoy cuando podemos surcar el espacio.

Contrario a lo que proclamaron algunos en el pasado, con aquel grito absurdo:" God is dead", hoy está más vivo que nunca.

Pues, continuando con mi amigo y mis compañeros universitarios, que se envenenaban el alma con las ideas del marxismo de que la religión era "el opio" de las naciones, les decía:" Creo en Dios porque creo en Cristo"

Los muy tontos se reían pero su risa pronto se apagaba como la llama de la vela que el viento la apaga con sólo soplar suavemente.

Si Jesucristo no hubiera existido sería posible que fuera un ateo más, pero Jesús existió, existe y existirá para siempre.

Nadie, y repito nadie, habló como Jesús sobre la existencia de un ser como su Padre,
no hablaba de José, el carpintero, porque sabía que no era hijo carnal, que José en nada tuvo que ver con su nacimiento, hablaba de un Padre cuyo reino no era de la tierra,
lo afirmaba continuamente, lo decía con vehemencia:"Mi reino no es de este mundo"

Jesús era especial, tenía la nobleza de la virtud, nadie podía señalar fallas, aun sus enemigo admiraban su sabiduría. Nadie se atrevió afirmar: " El que me ha visto ha visto al Padre que está en los cielos"

¿Estaba loco?... decía esto con tanta seguridad que los fariseos ardían de ira y se rompían sus vestiduras encima...

Lo llamaron endemoniado, falso profeta, hijo del mal, pero también tuvieron que reconocer que era un rey..."Rey de los Judíos"

No existe ningún fundadador de una religión que pueda igualar la figura de Jesús, sólo basta con comparar las vidas de los grandes fundadores de las religiones del mundo. No podemos ser ciegos ni ignorantes, nadie ha cambiado el rumbo de la historia como este humilde nazareno que caminaba por las arenas del mar.

No hay una historia de un fundador de una secta o religión que pueda compararse, podemos engañarnos pero la historia está ahí.

Creo en Dios porque creo en Jesús, allí está
la tumba vacía...No hay otro... puedo ir a la tumba de los grandes fundadores de las diferentes religiones del mundo... y sus cuerpos estuvieron en sus tumbas hasta convertirse en polvo... la tumba de Jesús está vacía... creo en Jesús por lo que sucedió luego de su muerte. Aquéllos que huyeron despavoridos cuando apresaron a su líder y los crucificaron ahora se entregaban cantando a los perseguidores y se dejaban matar, creo en Jesús porque una eminencia como Pablo, perseguidor y asesino de cristianos, dice que lo vio y desde ese momento su vida cambió totalmente, creo en Dios porque creo que Jesús resucitó al tercer día y hubo más de 500 testigos que aseguran lo vieron subir al cielo en una nube.

Creo en Dios porque creo en las palabras de Jesús cuando gritó en la cruz: "Dios mío
Dios mío , por qué me has desamparado...¿Cómo puede un ser humano clamar en la hora de su muerte a Dios si no está seguro de que realmente existe?...

Creo en Dios porque creo en lo que dijo Juan el Bautista: "He aquí el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo" y Juan vio y escuchó una voz del cielo que confirmaba la divinidad de Jesús. Juan el Bautista no tenía por que engañarse así mismo ni pagar con su vida la defensa de la verdad.

Creo en Dios porque creo en las palabras de los apóstoles que dicen que se transfiguró en el monte y que una voz lo confirmó...

Creo en Dios porque Jesús todo el tiempo hablaba de su Padre, no pedía méritos para él, en cambio decía, si no me creen, crean en mis palabras porque son las palabras del Padre"

Creo en Dios, porque si los discípulos se hubieran robado el cadáver de Cristo, por qué seguir fingiendo y muriendo perseguidos,...
¿Por qué los romanos pusieron guardias y luego quisieron sobornarlos para que regaran esa mentira, ¿por que si Jesús no resucitó ellos no exhibieron el cadáver para calmar a Jerusalén que estaba alborotada con la noticia de que Jesús estaba vivo?

Y les decía, creo en Dios porque en este momento estoy hablando con ustedes y se quedan callado, no responden, no pueden decir lo mismo de sus héroes, de sus pensadores, de sus sabios, de sus maestros, de sus libros. Creo en Dios porque creo en Jesucristo y sé que se paseó por las calles de Jerusalén sanando enfermos, libertando endemoniados, encadenados, dando luz a los ciegos, transformando la mentalidad de su época, cambiando el curso de la historia.

¿Dónde están los grandes pensadores?
Porque yo sé que Jesús está ahora conmigo.



Imagen
A veces he pensado cuanto odio pudieron sentir los enemigos de Jesús para descargar su ira sobre él. Cuando reflexionamos sobre la pasión y muerte de Jesús no podemos imaginar tanta maldad. Pero la Biblia fue clara en describir su muerte con detalles unos siglos antes de que los hechos ocurrieran. Es increíble como Isaías nos describe estos acontecimientos en el capítulo 53.

Despreciado y desechado entre los hombres, varón de dolores, experimentado en quebranto; como que escondimos de él el
rostro, fue menospreciado, y no lo estimamos.

Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores, y nosotros lo tuvimos por azotado, por herido de Dios,
y abatido. Mas él herido fue por nuestras
rebeliones, molidos por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él, y por sus llagas fuimos nosotros curados.
imagen
Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino; mas Jehová cargó en él el pecado de todos nosotros.

Angustiado él, y afligido, no abrió su boca; como cordero fue llevado al matadero; y como oveja delante de sus trasquiladores, enmudeció, y no abrió su boca.
imagen
Por cárcel y por juicio fue quitado; y su generación, ¿quién la contará? Porque fue cortado de la tierra de los vivientes, y por la rebelión de mi pueblo fue herido.

Y se dispuso con los impíos su sepultura, mas con los ricos fue en su muerte, aunque nunca hizo maldad, ni hubo engaño en su boca.

Con todo eso, Jehová quiso quebrantarlo, sujetándole a padecimientos. Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado, verá linaje, vivirá por largos días, y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada.

Verá el fruto de la aflicción de su alma, y quedará satisfecho, por su conocimiento justificará mi siervo justo a muchos, y llevará las iniquidades de ellos.
imagen
Por tanto, yo le daré parte con los grandes, y con los fuertes repartirá despojos; por cuanto derramaron su vida hasta la muerte, y fue contado con los pecadores, habiendo él llevado el pecado de muchos, y orado por los transgresores.

Isaías 53:3-12
imagen
Cuando las personas vieron la película, "La Pasión de Cristo" salieron de las salas impresionados, algunos muy afligidos y otros
molestos. Lo cierto es que las imágenes son muy reales, hasta cierto punto, fuertes.

Pero ciertamente quien primero vivió esa terrible experiencia fue el profeta Isaías casi 600 años antes de que ocurrieran los hechos (en el calendario romano lo ubican unos 740 años antes de Cristo).

Isaías nos brinda en este capítulo 53 lo que nos presenta Mel Gison en su película, con la diferencia que Isaías vivió antes de que los hechos sucedieran, y Mel Gison después.

A Isaías Dios le reveló todos los detalles relacionados con la muerte y pasión de Cristo. Cada detalle, cada suceso, Dios deseaba que todo estuviera claramente establecido para que no hubiera duda de que Jesús era el Mesías. Es imposible creer que con esta profecía escrita tantos años antes los hombres pudieran cometer el error que cometieron al rechazar y matar al Cordero de Dios.

Nos dice el gran profeta que el Mesías sería despreciado, desechado, que sufriría terribles dolores y quebrantos, menospreciado,azotado,abatido,herido.

Cristo fue menospreciado hasta el punto de llamarle endemoniado, loco, falsante, que era simplemente el hijo de un carpintero que todos conocían, se menospreció su origen, el lugar de naciemiento e inclusive los fariseos le decían: "tú Hijo de Dios," ¿Acaso no son tus hermanos y hermanas éstos? Los fariseos sabían que Jesús tenía más hermanos y hermanas y utilizaban este argumento para rechazar su origen divino, no eran hermanos y hermanas en el sentido de hermandad cristiana, sino de sangre, aunque alguno quieran alegar lo contrario, de haber sido así los fariseos no hubieran utilizado el argumento porque no tendría peso para convencer a los seguidores.

Durante sus nueve horas de suplicio padeció
los más horribles dolores. Suplicó al Padre para que le librara de aquellas nueve horas de tormento, lloró sangre, pero fue obediente y cumplió con la voluntad de Dios.

Tomado prisionero a las seís de la mañana, traicionado por uno de sus discípulos, abandonado por el resto, negado por Pedro, acusado injustamente, si, ciertamente fue menospreciado, fue azotado cruelmente con un látigo con puntas de metal que laceraban su cuerpo, lo desgarraban con aquellos azotes, fue molido a golpes, el profeta no habla de una simple detención o de algunos azotes, dice que fue molido, abatido, quebrantado,
y esas heridas formaron llagas que representaban la inmundicia y el pecado de la humanidad, él llevó el pecado de la humanidad, cuando fue sumergido en las aguas del Jordán allí recibía todos los pecados de la raza humana; que luego los llevaría en las cicatrices de su cuerpo molido a golpes.

Fue llevado como cordero al matadero, todos sabemos lo que es un matadero, no es una prisión o un hospital o una sala de ejecución, el matadero es un lugar horrible en el cual se da muerte de la forma más brutal a un animal que lucha por sobrevivir, pero Jesús no abrió su boca, no se defendió, no hizo nada por escapar del castigo.

Fue llevado como oveja, todos sabemos como se le quita la lana a una oveja, literalmente la piel de Cristo fue despegada con los azotes, con la corona de espinas sobre su cabeza, con la lanza que cruzó su costado, fue horrible el castigo que sufrió mi Señor en manos de aquellos perversos.

El profeta señaló la forma en que sería su muerte, no sería un suicidio, no, sería por juicio, sería condenado a cárcel y se le tomó
prisionero.

Jesús fue tomado prisionero en la madrugada como si se hubiese tratado de un delincuente.
Y señala a los culpables, el pueblo de Israel, fue herido por la rebelión de Israel.

El profeta no sólo describe la tortura, el momento del arresto, su muerte, sino que nos habla de la forma de su entierro, fue colocado entre ladrones y se había dispuesto su entierro con los pobres pero Dios había escogido que fuera enterrado como un rico y así sucedió. José de Arimatea, un rico, dispuso del entierro de Jesús.

Habló de la descendencia, de un nuevo linaje,
y se asombra de la multitud que iba a cosechar con su muerte. El primero sería el ladrón que lo acompañaba.

Y hasta profetizó que aun en su agonía oraría por los que lo dañaban, por los transgresores y Jesús lo hizo.

Es imperdonable que viendo este cuadro profético todavía existan seres que no acepten la grandeza de nuestro Señor. No era un loco más, ni otro profetas de los muchos que aparecían en Israel, no era un endemoniado, ni un revolucionario en contra del Imperio Romano, ni un falsante ni curandero, era el Hijo de Dios, el Mesía que había de venir, la Estrella de David, el León de Judá, el Alfa y Omega, el Lirio de los Valles, era el Salvador, nuestro Redentor,el Señor de Señores y el Rey de Reyes.
imagen
Asi dijo Jehová: Paraos en los caminos, y mirad, y preguntad por las sendas antiguas, cual sea el buen camino, y andad por él, y hallaréis descanso para vuestra alma, Mas dijeron:"No andaremos, Jeremía 6:16

De la misma forma que Dios le dijo a Israel por el profeta Jeremías de esa misma forma te habla por su palabra, Buscad el camino recto que conduce a Dios, el camino de la libertad, de la salvación. Ese camino fue anunciado hace dos mil años y hoy se sigue anunciando, es el camino que conduce al Dios verdadero. No hay muchas veredas que conducen a Dios como pretenden algunos, no hay múltiples sendas, sólo una, aunque no le guste a usted, sólo un sacrificio es válido, el sacrificio de Jesús en la cruz, sólo hay un Redentor, sólo uno murió en la cruz, sólo la sangre de Cristo es válida para cubrir tus pecados, simplemente no hay otro camino, otra opción, todos los demás senderos conducen a la muerte y a la condenación eterna. Esto parece ser duro, pero es lo que Jesús anunció.

Yo soy el pan de vida; el que a mí viene, nunca tendrá hambre; el que en mí cree, no tendrá sed jamás. S Juan 6:35

Si vosotros permanecieréis en mi palabra, seréis verdaderamente mis dscípulos;

y conoceréis la verdad y la verdad os hará libre. San Juan 8:31-32

De cierto, de cierto os digo, que el que guarda mi palabra nunca verá muerte.

San JUan 8:51

También tengo otras ovejas que no son de este redil; aquéllas también debo traer, y orán mi voz; y habrá un rebaño, y un pastor.

San Juan 10:16

Mi reino no es de este mundo; si mi reino fuera de este mundo, mis servidores pelearían para que yo no fuera entregado a los judíos; pero mi reino no es de aquí. S. Juan 18:36

Si no viere en sus manos la señal de los clavos, y metiere mis dedos en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré. S. Juan 20:25

Mas vosotros negastéis al Santo y al Justo, y pedistéis que se os diese un homicida,

y matastéis al Autor de la vida, a quien Dios ha resucitado de los muertos, de lo cual nosotros somos testigos. Hechos 3:4-5

Este Jesús es la piedra reprobada por vosotros los edificadores, la cual ha venido a ser cabeza del ángulo.

y en ningún otro hay salvación, porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos. Hechos 4:11-12

No améis al mundo, ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. 1San Juan 2:15

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.

Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él.

El que en él cree, no es condenado;; pero el que no cree, ya ha sido condenado, porque no ha creído en el nombre del unigénito Hijo de Dios.

Y esta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas.
S. Juan 3:16-19



imagen
imagen
imagen